Translate

Buscar este blog

Cargando...

domingo, 9 de enero de 2011

ARTUR MAS Y ANTONIO DE LA ROSA MARTÍ, O LAS ESTAFAS DE LOS "DE LA ROSA".

Rafael del Barco Carreras

Barcelona 9-1-11. Los árboles impiden ver el bosque, o lo que es lo mismo la niebla de la Gran Corrupción nos ciega el conjunto; total, que el heredero de Jordi Pujol está tan pringado como su capo, y perdón por la generalmente admitida evidencia, pero es que estos tópicos de taberna se han de demostrar.

Ayer la opción “buscar” de mi ordenador me situó ante mi escrito “Chirac versus Pujol”, 2007 www.lagrancorrupcion.com, comparando el desmantelamiento de cargos y oficinas por el actual gobierno de Artur Mas con los jefes-funcionarios fantasma que despiden los socialistas en el 2004, caso Antonio de la Rosa Martí. En Francia la utilización por el Partido de Chirac de personal pagado por el Ayuntamiento de París le acarreó al presidente francés un sumario con petición de 10 años de cárcel. En este caso los ultrafranquistas De la Rosa ni siquiera pertenecían a CIU. Pero un cruce de fechas me dice que en lugar de Jordi Pujol en ese escrito debería haber añadido, o mejor sustituido, Pujol por Artur Mas.


Maciá Alavedra, consejero de Economía y Finanzas, dimite el 24 de julio de 1997
por su tortuosa trayectoria en los casos del juez Luis Pascual Estevill y Juan Piqué Vidal, Gran Tibidabo, Javier de la Rosa, y otros. En general merodea por todas las grandes estafas de entonces con millones en negro a ganar, y que continuará en privado asociado a Lluis Prenafeta, otro cesado, y varios socialistas (el alcalde de Santa Coloma y otros) con recalificaciones y obras públicas hasta que el caso Pretoria descubra su “modus vivendi”. Maciá es sustituido en 1997 por Artur Mas, que a más redundancia alcanzará el “Consellé en Cap” en el año 2000; y el extraño personaje, Antonio de la Rosa Martí, que “no acudía a su puesto de trabajo”, se incorpora en 1998 hasta el 2004 ¡seis años sin aparecer! en que los triunfadores socialistas levantan la alfombra de “los contratados-fantasma”.

Pero para entender esta evidente estafa a la Generalitat se ha de leer y releer la noticia del 27-1-2004 de EFE, y no solamente buscándole truculencias a Jordi Pujol, sino también al Ayuntamiento de Narcís Serra y Pascual Maragall donde desde los 70 “presta sus servicios de abogado funcionario” el hermano de Javier de la Rosa:

“NO ACUDÍA A SU PUESTO DE TRABAJO
La Generalitat destituye al hermano de De la Rosa de su puesto en la Conselleria de Gobernación

EUROPA PRESS

BARCELONA.- El Gobierno catalán ha destituido a Antonio de la Rosa Martí, hermano del financiero Javier de la Rosa, de su puesto de jefe de la unidad técnica de seguimiento de régimen económico-administrativo de los entes locales de la Dirección General de Administración Local.
Al parecer, Antonio de la Rosa disfrutó de una contratación eventual sin ejercer ninguna función conocida.
El cese se hace oficial con la publicación en el Diari Oficial de la Generalitat de la resolución de la Conselleria de Gobernación y Administraciones Públicas, con fecha del pasado 20 de enero.
El cese, firmado por el secretario general de la consellería, Ramón Canal, se realiza basándose en el reglamento general de provisión de puestos de trabajo y promoción profesional de los funcionarios de la Administración de la Generalitat de Cataluña y la ley de organización, procedimiento jurídico y régimen jurídico de la Administración de la Generalitat.
El citado reglamento permite que los funcionarios nombrados para puestos de trabajo por el procedimiento de libre designación puedan ser cesados con carácter discrecional por el mismo órgano que los nombró. Aún así, hasta que no le encuentren otro destino, estará a disposición del secretario general de la Consellería, que deberá atribuirle con carácter provisional un puesto de trabajo o funciones adecuadas a su escala.
De la Rosa era hasta 1998 funcionario del Ayuntamiento de Barcelona y, desde esa fecha, funcionario de la Generalitat. Según informó CiU, el 24 de diciembre de 1997 se convocó un concurso para proveer un puesto de responsable de la unidad técnica de seguimiento de régimen económico administrativo de los entes locales de la dirección general de Administración Local.
La convocatoria se publicó en el Diari Oficial de la Generalitat de Cataluña (DOGC) el 2 de enero de 1998 y el 17 de febrero se emitió una resolución por la que se nombró a Antoni de la Rosa para cubrir esta plaza y que igualmente fue publicada en el DOGC. El sueldo bruto anual de esta plaza es de 51.226 euros, ya que tiene rango de subdirector general.”


Ya solo el concurso para cubrir una jefatura que no existirá por falta de presencia de su responsable es un cúmulo de prevaricaciones… y !robo!, porque se retribuye. Pero es peor, porque alguna misión y justificación tendría ese sueldo que por supuesto ni Pujol o Mas y menos Serra y Maragall justificarán jamás. Ante semejantes delitos la imaginación es libre; no es aventurado afirmar que esa jefatura se hallara en las cloacas de la Plaza San Jaime entre Ayuntamiento y Generalitat. Los “negocios” sociovergentes.

El puzle encaja a la perfección. Un muy conocido mío, ex funcionario del Ayuntamiento, me informó en 1980 que Antonio no se cansaba de repetir y jurar que Serena y yo “pagaríamos muy caro lo que le habíamos hecho a su padre, y que su hermano Javier no pararía hasta vernos en prisión”. La fantástica historia de que habíamos pervertido al santo varón que en su fábula representaba su padre. Versión que consolidaría a favor de los De la Rosa y corruptos asociados un desfalco de mínimo 10.000 millones entre los años 1975-1979, caso Consorcio de la Zona Franca. Pero también aseguraba mi conocido funcionario, ya jubilado e íntimo de un familiar, que el hermano del “empresario modelo” era poco menos que un inútil “hijo de papá”, por lo que no creo que sirviera para los conjuntos “negocios estafa”, pero ¡nunca se sabe! “las apariencias engañan”. ¡De casta le viene al galgo! Primera de las grandes fábulas de la Barcelona Democrática, alimentadas al dictado de los corruptos por la corrupta y subvencionada o comprada Prensa barcelonesa.

Y la gran Burbuja Inmobiliaria (el vaciado de caixas tipo Caixa Catalunya de Narcís Serra) causa de la presente Crisis, que arrancará con fuerza por los años 2000, necesita más “piernas” que “cerebros”, pues para dirigir se bastan los citados entonces cuatro insignes jefes o capos de CIU (Pujol-Mas) y PSC (Serra-Maragall). El turbio mundo de las recalificaciones de por ejemplo Diagonal Mar, donde como se demuestra en el actual juicio pendiente de sentencia, caso Hacienda de Barcelona, los dobles y triples precios de terrenos antes y después de la recalificación fueron moneda corriente. Y si por el juicio sabemos algunos de los “hombres de paja” (el muerto en extrañas circunstancias en Panamá John Rosillo) jamás sabremos quienes se repartían las diferencias en negro, pues según la propia fiscalía no se comprobaron los talones y dinero por expresa negativa bancaria ¿¿??. Igual sucedió en el caso Consorcio. La más suculenta de la recalificaciones, caso Macosa 1988, asciende a ¡12.000 millones! ¡y las hay a docenas antes y mucho después de la Barcelona Olímpica donde Generalitat y Ayuntamiento actúan perfectamente coordinados! Ver mis comentarios sobre el juicio en www.lagrancorrupcion.blogspot.com


“de jefe de la unidad técnica de seguimiento de régimen económico-administrativo de los entes locales de la Dirección General de Administración Local.”

“responsable de la unidad técnica de seguimiento de régimen económico administrativo de los entes locales de la dirección general de Administración Local.”


Apostaría que en la actualidad el jubilado Antonio de la Rosa Martí cobra el máximo de jubilación por antiguo funcionario de alto nivel del Ayuntamiento de Barcelona, traspasado con excedencia a la Generalitat; al igual que siempre he maliciado que su padre Antonio de la Rosa Vázquez (clases pasivas por Abogado del Estado) lo haría desde 1998, cuando su hijo Antonio, con quien dicen convivía, pidió y obtuvo de una sospechosa Sala de Justicia, presidida por el magistrado Fernando Pérez Máiquez “inquilino” de Juan Piqué Vidal y futuro comprador del piso a precio de ganga, la prescripción de sus delitos sin la preceptiva presentación. El padre Antonio falleció en Barcelona en el 2004. ¡Roban y prevarican hasta la muerte!